5 sillas gaming de diseño (muy) peculiar – El Output

0
53

Daniel Marín
Solemos pensar que la mayoría de los jugadores habituales de videojuegos invierten muchos miles de euros anualmente en su hobby, con pantallas impresionantes, luces de colores y las sillas más cómodas del mercado. Sin embargo, la amplia mayoría de gamers usan sillas de lo más básicas, de oficina, siendo las de tipo gaming productos que únicamente compran públicos muy concretos. Las marcas, por supuesto, quieren cambiar esa tendencia, y por ello, cada vez vemos a más usuarios normales hacerse con sillas diseñadas para jugar. Entonces… ¿Qué le vendemos a los entusiastas? Pues bien, las marcas también tienen muchos ases en la manga, y estos son cinco ejemplos muy interesantes de sillas gaming de lo más extrañas y peculiares.
Empezamos por una silla barata y asequible. La Puma Active Playseat es una silla diseñada para aquellos que se ponen nerviosos mientras juegan y no pueden parar de moverse. El producto está pensado para jugar con mando y pese a su extraño diseño, tan alejado de lo que conocemos habitualmente como una silla gaming, lo cierto es que tiene mucho sentido. En lugar de patas convencionales. la Puma Active Playseat hace uso de dos barras curvas similares a lo que veríamos en una mecedora.
Dará igual lo mal que te quieras sentar, pues la Puma Active Playseat sabrá adaptarse buscando el punto de equilibrio perfecto. Y su precio tampoco es demasiado exagerado, pues vale unos 179 dólares, que, si lo comparamos con otras propuestas que vamos a ver hoy, va a ser incluso barata.
silla ikariadesign
Si te sueles cruzar de piernas mientras utilizas el ordenador, esta silla es para ti. La Soul Seat promete acabar de una vez con esa fea manía que puede provocar serios problemas de espalda, o por lo menos, va a permitir que puedas hacerlo sin hacerte daño. El funcionamiento es muy sencillo; solo tendrás que sentarte como L, el investigador de Death Note. Si te apetece, entonces también podrás cruzar las piernas, ya con la espalda recta y la columna bien alineada.
Esta silla de diseño está disponible en un montón de colores, materiales y en dos tamaños. Es apta para jugar, aunque es aún más interesante utilizarla para trabajar. Eso sí, la silla vale de media casi 1.300 dólares, por lo que puede que la factura del fisioterapeuta sea más asequible.
Cooler Master Orb X GamePod
Este invento de Cooler Master es una especie de huevo mecanizado donde vamos a poder sentarnos y colocar la pantalla del ordenador por delante de nosotros. Soporta desde un solo monitor de 49 pulgadas hasta una configuración de tres pantallas de 27. Tiene sistema de altavoces 2.1 integrado, su propia mesa para manejar teclado y ratón y todo tipo de mecanismos para mover el cacharro y hacer que sea lo más cómodo posible. El precio de este producto se desconoce por el momento.
Cluvens IW-SK
Aunque su diseño puede horrorizar a más de uno, la Cluvens es una de las sillas más espectaculares y bien acabadas que existen en la actualidad. Funciona como una silla de dentista, y las pantallas quedarán en una posición u otra en función de cómo coloquemos es respaldar. Podemos reclinarlo incluso al máximo y jugar totalmente tumbados, de una forma muy ergonómica. Su forma de escorpión convierte a la Cluvens IW-SK en una silla no apta para todos los públicos, que seguramente tendría más salida con un diseño más sobrio. De todos modos, vale algo más de 4.000 dólares, por lo que estamos hablando de una silla muy de nicho.
Razer Enki Pro HyperSense
Imagina llevar toda la tecnología del mando de PlayStation 5 a una silla gaming. Pues eso ha hecho Razer recientemente, cuando ha presentado en el CES 2022 esta peculiar silla. A priori puede parecer una Razer Enki estándar, pero la base del dispositivo está repleta de sensores y motores que prometen crear una experiencia de inmersión como nunca antes hayamos visto. Todo el sistema de vibración háptica de la silla Razer Enki Pro HyperSense está realizado en colaboración con D-Box, una compañía experta en este tipo de sistemas, y que han creado un firmware capaz de dar soporte a más de 2.000 videojuegos, películas y canciones.

source