¿Por qué algunos prefieren el H que el porno convencional?

0
56
Un estudio publicado en la revista Sexologies ha arrojado luz sobre las diferencias entre los consumidores de hentai y aquellos que prefieren otros tipos de pornografía. El hentai, un género popular de pornografía basado en anime, ha sido objeto de escaso estudio en comparación con otros tipos de pornografía más convencionales. Sin embargo, esta investigación ha comenzado a llenar ese vacío, revelando aspectos fascinantes sobre los consumidores de este tipo de contenido.

Hentai

El autor del estudio, Jonathan Park, compartió su motivación para abordar este tema, señalando su profundo interés en la cultura japonesa. “Como muchos ‘weebs’ y ‘otakus’, amo el anime, el ‘doujinshi’, la música de anime, los videojuegos de anime y las ‘waifus’“, explicó Park. “Cuando tuve la oportunidad de hacer mi tesis de pregrado, terminé combinando las dos cosas“.

El estudio se basó en respuestas de encuestas de 208 participantes con una edad promedio de 21 años. Estos participantes representaban una muestra diversa de consumidores de pornografía, con aproximadamente el 29% admitiendo haber consumido hentai en el último año, el 38% habiendo consumido pornografía no hentai en el último año, y el 33% no habiendo consumido ninguna pornografía en el último año.

Los resultados del estudio revelaron diferencias significativas entre los consumidores de anime para adultos y los consumidores de otros tipos de pornografía. Por ejemplo, los consumidores de hentai calificaron las imágenes de personajes de anime como más atractivas que aquellos que no consumían hentai ni pornografía. Sin embargo, no mostraron ninguna preferencia particular por las imágenes de personas reales en comparación con los no consumidores de hentai ni pornografía.

Además, los consumidores de hentai manifestaron un mayor deseo de tener una relación romántica con un personaje de anime en comparación con los otros grupos. Esta inclinación hacia las relaciones imaginarias con personajes ficticios puede ser atribuida a la naturaleza fantasiosa del anime para adultos, donde los límites de la realidad se desdibujan y las posibilidades son infinitas.

Aunque se esperaba que los consumidores de hentai mostraran una mayor tendencia hacia la evitación del apego en las relaciones, los resultados del estudio no encontraron diferencias significativas en este aspecto entre los consumidores de hentai y los no consumidores de hentai ni pornografía. Sin embargo, un hallazgo interesante fue que las mujeres que consumían hentai tendían a tener niveles más altos de apego ansioso en comparación con las mujeres que no consumían pornografía. Esto sugiere que el consumo de anime para adultos puede tener efectos diferenciados según el género.

Estos resultados resaltan la importancia de diferenciar entre la pornografía humana y la pornografía hentai en la investigación y el análisis psicológico. Park subrayó que muchos investigadores han pasado por alto esta distinción en el pasado, lo que puede haber llevado a conclusiones erróneas sobre el impacto de la pornografía en la sociedad.

En resumen, este estudio proporciona una visión única sobre los consumidores de hentai y destaca la necesidad de más investigación en este campo. Con el aumento del consumo de anime y hentai en todo el mundo, comprender cómo estos medios influyen en el comportamiento y los pensamientos de las personas se vuelve cada vez más relevante. Este estudio representa solo el primer paso en un área de investigación que promete descubrimientos fascinantes y significativos en el futuro.

Fuente: PsyPost

source